Plan de repatriación de capitales solo ha captado S/ 600 millones

28 de octubre, 2017

Sunat estima que a fin de año este programa revertirá la tendencia. El Gobierno esperaba repatriar US$ 4 mil millones, como ocurrió en Chile.
El programa de repatriación de capitales, una de las cartas del Gobierno para elevar sus ingresos fiscales, tiene apenas a 300 personas que se acogieron y que representan una base disponible de S/ 600 millones, no obstante hacia fin de año (fecha límite para acogerse al beneficio tributario), la tendencia podría revertirse.

Así lo informó Víctor Shiguiyama, superintendente nacional de Aduanas y Administración Tributaria al precisar que, de acuerdo con la experiencia en este tema, tanto la base disponible como el impuesto pagado (hoy en S/ 60 millones) mejorarán en los últimos 30 días del año.

“Probablemente porque es una decisión totalmente racional, si hablamos de gente que hizo mucho dinero es porque sabe manejar sus finanzas. Es una mejor opción pagar al final”, señaló durante el foro Transparencia Fiscal.

 

Actualmente, la tasa regular de Impuesto a la Renta (IR) es hasta de 30% y el Gobierno dio como este incentivo a personas naturales con rentas no declaradas, tasas de 10% si se declara y tasas de 7% si se declara y también se invierte en el país.

Vale precisar que se pueden acoger rentas no declaradas hasta el 31 de diciembre del 2015 y la fecha tope para acogerse a este beneficio, presentando su declaración, es hasta el 29 de diciembre próximo.

Por ello, Shiguiyama advirtió que si las personas no deciden regularizar sus capitales en el exterior, a partir del 29 de diciembre, el costo de la regularización puede subir hasta diez veces más cuando la Sunat empiece a identificar estos recursos en el extranjero.

“Son tasas mayores, hay multas, intereses y el costo total de la repatriación podría elevarse hasta en un 70%”, subrayó.

El Gobierno estimó que con el programa se repatriarían capitales del orden de US$ 4 mil millones, como sucedió en Chile.

Para fin de año

Para el abogado tributarista David Bravo, socio de EBS Abogados, las actuales cifras de la repatriación de capitales reflejan que no haber incluido en la amnistía el ejercicio 2016 generó un desincentivo para acogerse al programa.

Sin embargo, Bravo coincidió con Shiguiyama al prever que las personas con dinero en el exterior esperarían los últimos días del 2017 para acogerse a la amnistía, más aún cuando el ejercicio 2012 prescribe en la declaración jurada del 2018. “Si se acogen en los últimos días ya no tendrían que declarar las rentas no declaradas del 2012 porque prescriben”, adelantó.

Show Buttons
Hide Buttons